El proyecto ONOFRE-2 consigue importantes avances para el desarrollo de la Internet del futuro
Cyl dots mini

El proyecto ONOFRE-2 consigue importantes avances para el desarrollo de la Internet del futuro

La Universidad de Valladolid consolida su liderazgo internacional en el diseño de las futuras redes, sistemas y servicios de computación en el extremo

El proyecto “Convergencia en Redes Ópticas para la Internet del Futuro – 2" (ONOFRE-2), dirigido por investigadores del Grupo de Comunicaciones Ópticas de la Universidad de Valladolid (UVa), acaba de concluir con importantes avances científicos para el desarrollo de la Internet del futuro. ONOFRE-2 ha sido un proyecto coordinado por la Universidad de Valladolid en el que también han participado la Universidad Politécnica de Cartagena y la Fundación i2CAT Internet i Innovació Digital a Catalunya, y ha sido financiado por el Ministerio de Ciencia e Innovación bajo la ayuda TEC2017-84423-C3-1-P.

ONOFRE-2, con una duración de casi cuatro años, ha conseguido grandes avances en el diseño y control de redes de telecomunicaciones con mayor ancho de banda, menor latencia y menor consumo energético. Además, ha contribuido a la integración de tecnologías de computación en la nube mucho más cerca del usuario final utilizando la tecnología MEC (Multi-access Edge Computing). Gracias a los avances del proyecto, los operadores disponen de nuevas técnicas de planificación y control de sus redes para que los usuarios finales puedan disfrutar de nuevos servicios que reclamen más ancho de banda y menor latencia como por ejemplo servicios de realidad virtual, vehículos conectados o aplicaciones médicas.

El proyecto ONOFRE-2 ha sido coordinado por Ramón J. Durán Barroso e Ignacio de Miguel Jiménez, profesores de la ETS de Ingenieros de Telecomunicación de la UVa. Durán Barroso, además del proyecto ONOFRE-2, coordina el proyecto Europeo IoTalentum (http://www.iotalentum.eu) con una financiación cercana a los cuatro millones de euros y 14 socios y la red temática nacional Go2Edge (https://go2edge.uva.es) con 15 socios. Por su parte, Ignacio de Miguel dirige el proyecto regional ARTEMIS. Gracias a estos proyectos, la Universidad de Valladolid ha consolidado su liderazgo a nivel internacional en el diseño de las futuras redes, sistemas y servicios de computación en el extremo.

Fruto de ONOFRE-2 se han conseguido más de 20 publicaciones en revistas internacionales de alto impacto, más de 35 contribuciones a congreso, 4 tesis doctorales y numerosos trabajos de fin de grado y máster. Además, han aparecido nuevas colaboraciones con empresas y universidades que han permitido la financiación nuevos proyectos, entre ellos, la continuación de ONOFRE-2.