Greenroom, una app independiente de Spotify para unirse a conversaciones que no necesita invitación
Cyl dots mini

Greenroom, una app independiente de Spotify para unirse a conversaciones que no necesita invitación

Greenroom

Así funciona Spotify Greenroom, la alternativa a Clubhouse de Spotify.

Spotify ha lanzado Greenroom, una aplicación independiente que permite unirse a conversaciones en directo sobre temas como deportes, música o cultura, que no requiere una cuenta en el servicio de música para participar.

 

Greenroom es la respuesta de Spotify a las salas de audio que en los últimos meses ha popularizado la aplicación Clubhouse y han replicado plataformas como Twitter o Instagram. En este caso, el acceso es gratuito, sin necesidad de invitación y tampoco hace falta tener una cuenta en Spotify, ya que se puede crear una en este nuevo servicio.

 

La 'app' está disponible para Android e iOS, y con ella los usuarios pueden unirse a  conversaciones en directo sobre temas de su interés o bien organizarlas, así como seguir a otras personas. en directo sobre temas de su interés o bien organizarlas, así como seguir a otras personas. 

 

Greenroom está disponible por el momento solo en inglés, pero puede descargarse en la mayoría de países donde está presente Spotify.

 

Puedes utilizarla de manera gratuita con solo crear una cuenta personal que es independiente de tu cuenta de Spotify. Una vez hecho esto, puedes empezar a disfrutar de todas las funciones que ofrece la nueva plataforma.

 

Lo primero que tienes que hacer es indicar cuáles son sus intereses para encontrar con mayor facilidad salas en las que se hable de los temas que te interesan. En el icono de Home tienes la posibilidad de echar un vistazo a las salas que hay abiertas en tiempo real, y si lo deseas puedes buscar salas o grupos en el apartado de búsqueda. Para unirte a una conversación tan solo tienes que hacer clic en el botón Join room.

 

Cualquier usuario puede crear una sala tocando el botón Create room. A diferencia de Clubhouse no ofrece la posibilidad de crear salas privadas, de manera que cualquier persona podrá entrar para escuchar.