La marcha española se queda a las puertas de las medallas en un recital del italiano Stano
Cyl dots mini

La marcha española se queda a las puertas de las medallas en un recital del italiano Stano

Álvaro Martín y Diego García se mantuvieron en el grupo cabecero toda la carrera hasta que el los japoneses decidieron realizar un cambio de ritmo demoledor a falta de tres kilómetros que les hizo conformarse con la cuarta y sexta posición.

Los marchadores españoles Álvaro Martín y Diego García han logrado el diploma olímpico tras acabar en el cuarto y sexto lugar en la final de los 20 kilómetros marcha de los Juegos de Tokyo 2020, disputada en el circuito urbano de Sapporo y en la que logró el oro el italiano Massimo Stano.

 

Álvaro Martín y Diego García, que estuvieron en el grupo de cabeza hasta el kilómetro 17, llegaron a 41 y 52 segundos de Massimo Stano, que se impuso con 1 hora, 21 minutos y 5 segundos por delante de los japoneses Koi Ikeda y el campeón del mundo Toshikazu Yamanishi, plata y bronce, respectivamente.

 

El otro representante español, Miguel Ángel López, ocupó el trigésimoprimer lugar, a 6:07 de un Stano que asestó el cambió definitivo a 3 kilómetros de meta en un grupo de 7 marchadores, con los japoneses Yamanishi e Ikeda, los españoles Martín y García y los chinos Kaihua Wang y Jun Zhang.

 

En una prueba que se trasladó a Sapporo para hacer más soportable el grado de humedad, el chino Wang se escapó del pelotón cabecero en el kilómetro 4 junto al indio Kumar hasta que descolgó a este último y fue neutralizado en el kilómetro 12,5.

 

Alvaro Martín y Diego García integraron entonces el grupo de siete que se jugaron las medallas. Al campeón de Europa en Berlín 2018 y pupilo de José Antonio Carrillo, que debutó en unos Juegos con 18 años en Londres 2012, asumió un rol protagonista en ese pelotón junto a Stano, que aceleró en el tramo final para conseguir una gloria que se le negó a los españoles.

 

El ex campeón mundo Miguel Ángel López, descolgado desde el inicio de la final, completó una final en la penumbra de los puestos traseros. López atravesó exhausto una meta que minutos antes habían llenado los gritos de Stano y la alegría de Martín y García, que se marchan de Tokyo 2020 con un diploma que les supo a oro.