Richard Carapaz, campeón del Giro de Italia y Landa no puede retener el podio

Richard Carapaz

La crono marcó las posiciones finales. 

El ciclista ecuatoriano Richard Carapaz (Movistar) se ha proclamado este domingo campeón de la 102ª edición del Giro de Italia al retener la preciada 'maglia rosa' en la última etapa, una contrarreloj de 17 kilómetros con salida y meta en Verona que se ha adjudicado el estadounidense Chad Haga (Sunweb), mientras que el español Mikel Landa no ha podido retener su posición de podio y termina la ronda transalpina cuarto.

 

De esta manera, el de El Carmelo, de 26 años y que el mes pasado reinó en la Vuelta a Asturias, conquista su primera gran vuelta por etapas, en una edición en la que se ha hecho además con dos victorias parciales -en la cuarta y la decimocuarta etapas-. Es, también, el primer ecuatoriano en vencer en la general del Giro de Italia y el primer Movistar en lograrlo desde que en 2014 se coronara el colombiano Nairo Quintana.

 

Carapaz llegaba a la definitiva contrarreloj con 1:54 de ventaja sobre el italiano Vincenzo Nibali (Bahrain Merida), ganador del Giro en 2013 y 2016, y respondió a la presión a pesar de terminar con un tiempo de 23:19, a 1:12 del ganador y a 49 segundos del 'Tiburón' (22:30). Con ello, reina en la general final con 1:05 de renta.

 

"Ha sido la contrarreloj más dura de mi vida, la he sufrido desde el comienzo hasta el último adoquín de Verona", reconoció Carapaz, al que no pudo acompañar en el podio un Mikel Landa al que le han faltado ocho segundos para retener el tercer cajón, al que se sube el esloveno Primoz Roglic (Team Jumbo-Visma).

 

En un escenario mítico como el Arena de Verona, un anfiteatro romano construido en el 30 d.C., la última etapa de la ronda transalpina recibió a los corredores, que afrontaron una corta crono de 17 kilómetros por el Circuito Torricelle, escenario mundialista con un único resalto de 4,5 kilómetros al 5%.

 

El belga Victor Campenaerts (Lotto-Soudal), que en abril estableció el nuevo récord de la hora, fue el primero en marcar un gran crono de referencia, un 22:11 que parecía difícil de batir. Sin embargo, el estadounidense Chad Haga (Sunweb) sobresalió para mejorar en cuatro segundos el tiempo de Campenaerts (22:07) y ya nadie pudo desbancarle.

 

Los favoritos fueron saliendo y la principal incertidumbre era si Landa podría mantener el tercer puesto de la general ante Primoz Roglic. El 22:33 que marcó el esloveno apretó las cosas al ciclista vasco, que entró en meta en 23:04 y que se quedó sin subirse al podio por ocho segundos.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: